Esto no es un blog, es un bloc. De notas, para más seña. Aquí apunto lo que se me pasa por la cabeza, lo que se me cruza por la vida o simplemente lo que se me antoja. Buscarle cualquier otra significación es perder el tiempo. Bienvenidos a ello y no se corten en comentar.

jueves, 26 de noviembre de 2009

Los jesuitas

Hubo un tiempo en que el laicismo tenía enfrente a un adversario dialéctico dentro de la iglesia que era digno. Los jesuitas son esa rara avis del catolicismo con los que se puede llegar a un diálogo en términos de razonamiento. Posiblemente esa misma capacidad de razonamiento sea la responsable de su caída en desgracia en el seno de la iglesia. Eso unido al empuje de adversarios más irracionales y fanáticos y sobre todo más poderosos. Pero eso es otro tema.

No diré que la compañía de Jesús me agrade, pero al menos algunas de sus formas son respetables y porqué no decirlo, meritorias. No hace falta decir en cuanto disiento de ellos, evidentemente. Sin embargo los considero un mal menor y ojalá el resto de la cristiandad emulase su capacidad de raciocinio a pesar de que esté corrompida por principios de absurdez.

Este preámbulo no es sino una justificación para permitirme reflejar aquí dos fórmulas de comportamiento y estratagemas que en su día me llamaron la atención por su efectismo y artera eficacia. Eran días de facultad en los que pude cruzar amistosamente con uno de sus pupilos alguna que otra discusión sobre temas de esos que no se pueden charlar normalmente con otros católicos más incapacitados por su fé.

Se le atribuyen a san Ignacio de Loyola, aunque cambiando un par de palabras me dice alguien que son de Maquiavelo y me lo creería:

- "Hablar poco. Escuchar mucho. Responder punto por punto y saber retirarse a tiempo. Acomodarse al temperamento del interlocutor, sea colérico o melancólico, impetuoso o pesado y saber ganar su aprecio. Estudiar la táctica que emplea el enemigo para pervertir un alma buena, a fin de utilizar hábilmente sus propios métodos para ganarlo a nuestra causa... Y por último, manteneros siempre a la defensiva y medid vuestras palabras, para evitar que cualquier término inoportuno no sea esgrimido en público para nuestro desprestigio."

- "Cuidado, no pretendas ser tan humilde y obediente que de esta forma humillada, no caigas en la MEMEZ".

Ea, cuidadito con lo que se dice :P

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar en este blog

LO YA DICHO

Mi otro yo

El cajón de mis frikeces: qrol

MEV

Pliego de descargo

Todo lo que publico en este blog son, o bien reflexiones personales, o bien material pescado en interné y previamente publicado por otros, en cuyo caso pongo enlace o cito fuente si esto es posible. Algunas imágenes que no se especifique su origen son enlaces directos, por lo que se puede acceder al mismo simplemente pinchando en ellas.
Si alguien quiere usar algo, pues que se sirva y siga a su manera las mismas buenas costumbres de la casa.